El verano no es bienvenido por mucha gente, y menos por los cultivadores de marihuana en interior. Cultivar marihuana en verano es toda una odisea, ya que es el período más delicado para las plantas. Un cultivo indoor es todo un reto para cualquier cultivador. El calor de las lámparas y de los aparatos, unidos a las temperaturas del exterior, hace mucho más difícil conservar una temperatura óptima para nuestro cultivo.

En estos casos, muchos cultivadores dejan de cultivar. Otros continúan a pesar de las consecuencias que puedan surgir.

Algunos de los problemas que podemos encontrar si cultivamos en verano son el calor, la humedad y las plagas de insectos u hongos.

Vía: cogolandia

Leer más

Related Post