Seleccionar página

Os hacemos entrega de la segunda parte de la entrada en la que tratábamos el tema de la fotosíntesis desde una perspectiva diferente.

Como analizabamos en oscuridad no hay fotosíntesis, lo cual no quiere decir que no se respire; es por esto que se necesita un valor mínimo de irradiancia para el cual la tasa de consumo de CO2 y la de desprendimiento por respiración sean iguales. Es en este punto la tasa de asimilación de CO2 fotosintético es 0 y se le llama punto de compensación de luz, a partir de este valor mínimo de irradiancia, cuanto más aumente la irradiancia más aumenta la fotosíntesis hasta alcanzar un punto de saturación consecuencia de la limitación impuesta por la velocidad de las reacciones del carbono, cuyos valores tipo han sido vistos en el anterior post.

Vía El Bruixot

Leer más

Related Post